Lo que obtienes al alcanzar tus metas no es tan importante como en lo que te has convertido intentando alcanzarlas – Henry David Thoreau